viernes, 28 de marzo de 2008

Colleja final: imprudencia temeraria con un mal resultado

Hay veces que las imprudencias se pagan. Eso es lo que le pasa al muchacho de este vídeo. Situado en la parte trasera del coche, bromea dando collejas a los desprevenidos ciclistas a los cuales alcanzan por sorpresa por detrás. Sin embargo, tras dar una última colleja, el imprudente bromista pierde el equilibrio y recibe un duro impacto. El vídeo es serio, aunque se puede ver. Duración: 20 segundos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario